Reina Ana | Los antecedentes del Copyright

Durante la ilustración era necesario resguardar o documentar los descubrimientos en algo que fuera permanente; por lo tanto, la escritura se posicionó ante la palabra oral para el resguardo de esos descubrimientos de la época. En ese entonces, los copistas, eran personajes que transcribían de un texto a otro de manera fiel lo que se encontraba en lo que llamaremos el material “original”. Sin embargo, los copistas, no necesariamente eran personas capaces de entender lo que decían aquellos libros, pues no sabían leer, ni escribir. Es pues que estas personas, eran copiadores de una forma fiel de lo que se encontraba en los libros, eran imitadores del dibujo, del trazo plasmado. A pesar de lo que se puede pensar, existían muchas ventajas al tener a copistas analfabetas, pues no podían entender los libros prohibidos, como los de medicina o los de sexualidad; entre otros.

Al paso de los años, la manera de copiar fue cambiando con la evolución de la tecnología Pues después se fabricaban tablas de madera con las cuales al entintarlas y plasmar en papel, se podían hacer varias copias de una forma un poco más sencilla y con un ahorro de tiempo considerable, los copistas tardaban alrededor de diez años en poder terminar un libro a mano. La desventaja de la xilografía en madera, era que la tabla se desgastaba muy rápido. Como sea, los impresores, ya habían desarrollado su marca de agua o su firma para poder distinguirse de otros impresores.

Con intervención de Johannes Gutenberg con quien la forma de impresión y de ahorro de tiempo obtuvo sus mejoras. Pues en lugar de fabricar tablas de madera con el texto completo, comenzó a utilizar solamente las letras de madera; es decir, el primer “tipo”. Con las letras de madera movibles y colocadas sobre una base de hierro. El trabajo de Gutenberg fue terminado unos años después por Peter Schöffer, pues Gutenberg se habría quedado sin dinero y sin apoyo de sus prestamistas para poder terminar las 150 biblias que se había propuesto realizar.

>El estatuto de la Reina Ana _

Con la introducción de la imprenta en la reproducción de libros, fue mucho más sencillo comercializarlos y hacerlos llegar a un mayor número de personas. Pero también se incrementó el cuestionamiento acerca de los beneficios económicos que la venta de libros debería dejar sobre el autor y sobre la imprenta o la editorial. Así que se puede decir que la protección a los derechos de autor es un invento moderno, así como la propiedad intelectual. La creación de estas protecciones es similar a la creación de protección territorial al inventarse el arado.

El estatuto de la Reina Ana fue promulgado a inicios del siglo XVIII, en el año de 1710. Dicho estatuto es un antecedente sobre los derechos de propiedad intelectual. Dentro del estatuto se logra leer “An act for the encouragement of learning, by vesting the copies of printed books in the authors or purchasers of such copies, during times therein mentioned”(fragmento de estatuto); es decir, que los autores tienen todo el poder de decisión sobre quiénes y cómo de distribuye su obra. Esto supone un gran cambio, pues antes del Estatuto, todo era por un sistema de privilegios que se dictaba por orden del Rey.

Lo que es fundamentalmente nuevo en la concepción artística del Renacimiento es el descubrimiento de la idea del genio, es decir, que la obra de arte es creación de la personalidad autónoma, y que esta personalidad está por encima de la tradición, la doctrina y las reglas, e incluso de la obra misma; que la obra recibe su ley de aquella personalidad; que, en otras palabras, la personalidad es más rica y profunda que la obra y no puede llegar a expresarse por completo en ninguna realización objetiva” (Hauser, 1993)

En la Edad Media no había necesidad de la originalidad y el plagio era algo necesario. Un aprendiz podría copiar de su maestro, pues el plagio era lícito. Pero fue hasta el Renacimiento donde se le comenzó a poner atención a la originalidad; por ende, a la protección o a la interrelacion obra-autor.

Como mencioné con anterioridad, el Estatuto de la Reina Ana entró en vigor el 10 de abril de 1710 y fue la primer ley de Copyright, en dicho documento se establecía que el copyright tendría un plazo de 14 años a partir de la publicación, en caso de que el autor siguiera con vida, el copyright podría renovarse una vez más, dando un total de 28 años de protección.

Reina Anna. Una Ley para el enriquecimiento en el aprendizaje, al otorgar la protección a los ejemplares de libros impresos, a los autores o a los compradores de dichas copias, durante la vigencia mencionada en la misma. Considerando que, impresores, bibliotecarios, y otras personas, con frecuencia en los últimos tiempos han tomado la libertad de imprimir, reimprimir, y publicar, o hacer que se imprima y reimprima, y han publicado libros y otros escritos, sin el consentimiento de los autores o propietarios de esos libros y escritos, en grave perjuicio para el autor, y muy a menudo en detrimento de ellos y sus familias; para la prevención de estas prácticas en el futuro, y para alentar al hombre culto a componer y escribir libros útiles; podría ser por Usted Su Majestad aprobado y decretado por la excelencia de su Real Majestad y con el consejo y consentimiento de los señores creyentes y transitorios, y las tradiciones de este Parlamento constituido, y por la autoridad de la misma, que a partir del décimo día de abril de mil setecientos diez, el autor de un libro o libros ya impresos, que no ha transferido a ninguna otra persona la autorización de copia o de copias del libro o libros, parte de partes del mismo, o la autorización de venta o ventas, la impresión o impresiones, a otra persona o personas, que ha o han comprado o adquirido la copia o copias de cualquier libro o libros, a fin de imprimir o reimprimir la misma tendrán el derecho exclusivo y la libertad de impresión de dichos libros o libro por el término de uno a veinte años improrrogables, comenzando a partir del décimo día de abril, y que cada autor de cualquier libro o libros compuestos y no impresos ni publicados, o que apenas se habrán de crear, y su cesionario o cesionarios, tendrán el derecho exclusivo de imprimir y reimprimir tal libro o libros por el término de 14 años…

Una vez expirados los primeros catorce años ya mencionados el único derecho exclusivo de edición y disposición de las copias regresará a los autores, si todavía están vivos, por otro término de catorce años”

Desde la creación de dicho estatuto, la ley sólo aplicaba a libros. Con el paso del tiempo, se fueron protegiendo diversos tipos de materiales, como: fotografías, mapas, traducciones, música, pinturas, etc. También se fueron creando varias regulaciones de forma internacional, como regionales.

Propiedad Intelectual

Para la OMPI (Organización Mundial de la Propiedad Intelectual), la propiedad intelectual se define como todo lo creado por la mente humana; es decir, texto, imagen, música, lo-que-sea que pueda ser creado por la mente humana. Dentro de la Propiedad Intelectual, existen dos aspectos a tomar en cuenta: Propiedad Industrial y Derecho de autor.

La propiedad industrial es aquella que contiene imagen, logo, diseño, las patentes o cualquier creación de explotación industrial. Llámese automotriz, industria médica o cualquier empresa que haga uso de distintivos para promoverse o darse a conocer como marca. Por ejemplo, en México las patentes tienen una protección de 20 años a partir de su registro.

Derechos de autor

Los derechos de autor, no son más que una serie de leyes y normas que conceden a los autores privilegios morales y patrimoniales sobre sus obras. Ya mencioné que el Estatuto de la Reina Ana es el primer documento que protege a los autores. Pero no es el único, pues existen otros, los cuales definen y protegen las obras en diversos lapsos de tiempo. Dentro de los decretos de Derechos de Autor, encontramos:

  • El Convenio de Berna o Tratado de Berna firmado en 1889 en Berna, Suiza
    Es un tratado a nivel internacional que básicamente se centra en tres puntos.
    -Las obras literarias y artísticas de autores de los países de la Unión, o publicadas por primera vez en uno de dichos países, podrán recibir en cada uno de los demás estados contratantes la misma protección que estos otorgan a las obras de sus propios ciudadanos.

-Esa protección no debe estar condicionada al cumplimiento de formalidad alguna.

-Esa protección es independiente de la existencia de una protección correspondiente en el país de origen de la obra. Sin embargo, si un estado contratante provee un plazo más largo que el mínimo prescrito por la convención, y la obra deja de estar protegida en el país de origen, la protección le puede ser negada una vez que cese la protección en el país de origen.

El Convenio de Berna protege tanto los derechos morales como patrimoniales del autor, así mismo se fija una fecha de caducidad del derecho de copia, siendo este de 50 años a partir de la muerte del autor.

Así como este, existen otros documentos de protección dependiendo del país de origen. Por ejemplo, Estados Unidos de América tiene como fecha de caducidad el copyright de 75 años después de la muerte del autor.1 En el caso de México, se posee dentro de la protección de copyright una fecha mucho mayor, pues la ley protege las obras por unos 100 años2 después de la muerte del autor.

1 Como dato curioso, cuando Disney estaba a punto de perder derechos sobre sus obras. La empresa decide presentar un cambio a la ley de protección, en la cual menciona que la protección de los derechos de autor tendrían que tener 75 años despuès de la muerte del autor.
2 La Ley Federal sobre el Derecho de Autor en 1947 mencionaba que la protección duraría 20 años despuès de la muerte del autor

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s